Diferencias entre un audiólogo y un otorrino

-

La última actualización se ha realizado el 11/03/2022. El artículo ha sido revisado por José Carlos Pacheco.

Existen diferentes situaciones en las que debemos acudir a un especialista de la audición como cuando tienes dolor de oído, crees que no oyes bien, o tienes un zumbido insoportable en el oído…

En todos estos casos necesitamos atención sanitaria pero, ¿a dónde debemos acudir?

Te explicamos qué son y cuáles sus diferencias entre el audiólogo y el otorrino.

1. Audiólogo y otorrino: definiciones

Para entender las principales diferencias entre otorrino, audiólogo y audioprotesista debemos conocer primero algunas definiciones:

  • La otorrinolaringología (ORL) es una especialidad que se encarga del estudio de las enfermedades del oído, incluyendo la audición y el equilibrio, las vías respiratorias superiores y algunas inferiores como nariz, faringe o laringe.

    La cirugía traumatológica, oncológica, plástica, estética y cirugía reparadora de rostro y cuello también se incluyen en el alcance de esta especialidad. 

Dentro de esta especialidad médica encontramos otras subespecialidades aún más específicas:

  • Rinología. Centrada en afecciones nasales, cavidades paranasales y en las cirugías de la nariz con fines funcionales y/o estéticos.
  • Laringología. Estudia afecciones y alteraciones de la laringe que afectan la calidad de la voz.
  • Otoneurología. La otoneurología es una subespecialidad que se encarga del estudio de patologías asociadas a procesos vertiginosos. Entre ellos se encuentran el Síndrome de Meniérè, la otoesclerosis y otras afecciones relacionadas con el equilibrio, como alteraciones secundarias de la audición o problemas secundarios de infecciones crónicas del oído.
  • Otorrinolaringología pediátrica. Se centra en los problemas de oído en los más pequeños. 
  • Otorrinolaringología oncológica. Enfocada en las enfermedades neoplásicas o cáncer, que afectan a laringe, nariz y oídos.

Por otro lado, debemos tener claro otros dos conceptos respecto al sector auditivo:

  • Audiología: es una disciplina autónoma e independiente responsable del diagnóstico y la prevención de problemas de audición.

    Además de la rehabilitación de las deficiencias auditivas, los implantes cocleares también se pueden lograr mediante la adaptación de audífonos, el tratamiento de rehabilitación (principalmente para el tinnitus) y la cooperación con otras disciplinas mediante implantes cocleares.
  •  Audioprotesista: es un profesional especializado en audiología, y se encarga de adaptar el audífono al paciente. También es responsable de realizar pruebas de audición, como la audiometría y preparar estudios completos de la audición.

    Los audioprotesistas son quienes controlan y supervisan todas las pruebas y exámenes para revisar la audición.
Diferencia entre audiólogo y otorrino

2. ¿Cuáles son las diferencias principales?

En cuanto a las diferencias más notables, los otorrinos son médicos que tratan las enfermedades relacionadas con la nariz, el oído y la garganta. Es decir, estudian y diagnostican las patologías relacionadas con cada una de estas partes.

A diferencia del otorrino, el audioprotesista o audiólogo está especializado en audiología., y es el que gestiona el gabinete auditivo y encargado realizar audiometrías, elaborar estudio completo de la audición y encargado de la adaptación de los audífonos.

Los audiólogos también desempeñan un papel más amplio a la hora de ayudar a las personas con pérdida de audición. Para las personas que sufren una pérdida auditiva tardía puede ser muy difícil adaptarse y hacer frente a su situación.

Los audiólogos ayudan al paciente en aspectos prácticos como, la compra de teléfonos compatibles con sus audífonos, acercar a sus pacientes recursos que puedan facilitarle la vida con su pérdida auditiva o asesorar al paciente y a su familia para ayudarles a lidiar con los aspectos emocionales de la pérdida auditiva.

Mientras que un audiólogo puede ayudarte a controlar la pérdida de audición, un otorrinolaringólogo puede ofrecerte tratamientos, e incluso cirugía en algunos casos, para resolver problemas médicos. Los otorrinos también tratan las infecciones bacterianas y víricas, como la faringitis estreptocócica o la amigdalitis. 

Si acude a un otorrinolaringólogo y éste determina que no tiene ninguna afección médica y que sus síntomas se deben a una pérdida de audición general, le remitirá a un audiólogo. 

Aunque los audiólogos y los otorrinolaringólogos suelen tratar problemas similares, un otorrinolaringólogo se ocupa de derivar en el diagnóstico de patologías del oído, mientras que un audiólogo es un experto en soluciones para corregir la pérdida de audición.

Audiólogo y otorrino, ¿son lo mismo?

4. Otorrino y audiólogo, ¿son lo mismo?

El término ‘otorrinolaringólogo’, que te parecerá casi impronunciable, está etimológicamente compuesto de tres vocablos griegos y uno latino:

  • Oto, que se refiere al oído;
  • rino, a la nariz;
  • larin, a la laringe,
  • gólogo, a la persona que se dedica a esta ciencia. Por lo que el otorrino es el médico especializado en diagnosticar y tratar las enfermedades relacionadas con la nariz, los oídos y la garganta.  

Para conseguir ser un especialista otorrinolaringólogo es necesario estudiar la carrera de medicina. 

En cambio, si existe una pérdida de audición, sin patología alguna ni provocada por alguna infección, debe ser tratada por un audiólogo o audioprotesista, ya que el otorrino puede diagnosticar una pérdida de audición pero será el audiólogo quien debe tratarla. 

En centros auditivos OirT son expertos en audiología, realizan pruebas para detectar presbiacusia o hipoacusia. Gracias a las revisiones audiológicas, determinan el estado de la audición del paciente, y así es cómo pueden adaptar los audífonos más adecuados en función de las necesidades de cada paciente. 

José Carlos Pacheco
Audioprotesista de centros auditivos OirT en OirT | Web | + entradas

Deja un comentario